Calendario eventos

Noviembre 2018
D L M X J V S
28 29 30 31 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 1

Proximos Eventos

Sin eventos

Acceso

APERTURA DEL CENTENARIO DE LA MUERTE DE LA BEATA Mª CATALINA IRIGOYEN

  APERTURA DEL CENTENARIO DE LA MUERTE DE LA BEATA Mª CATALINA IRIGOYEN   En…

Leer mas..
APERTURA DEL CENTENARIO DE LA MUERTE DE LA BEATA Mª CATALINA IRIGOYEN

PROFESIÓN PERPETUA DE CINCO JÓVENES EN NUESTRA PROVINCIA DE CATALUÑA

  PROFESIÓN PERPETUA DE CINCO JÓVENES EN NUESTRA PROVINCIA DE CATALUÑA        …

Leer mas..
PROFESIÓN PERPETUA DE CINCO JÓVENES EN NUESTRA PROVINCIA DE CATALUÑA

ANIVERSARIOS PROFESIÓN RELIGIOSA PROVINCIA DE CATALUÑA

  ANIVERSARIOS PROFESIÓN RELIGIOSA PROVINCIA DE CATALUÑA  AÑO 2018     BODAS DE PLATA 4…

Leer mas..
ANIVERSARIOS PROFESIÓN RELIGIOSA PROVINCIA DE CATALUÑA

MENSAJE NAVIDEÑO

       ¡Gloria a Dios en el Cielo y en la tierra paz a los…

Leer mas..
MENSAJE NAVIDEÑO

DIA 7 DE MAYO DE 2017 JORNADA MUNDIAL DE ORACIÓN POR LAS VOCACIONES

DIA 7 DE MAYO: 3º DOMINGO DE PASCUA: EL BUEN PASTOR Y JORNADA MUNDIAL DE…

Leer mas..
 DIA 7 DE MAYO DE 2017 JORNADA MUNDIAL DE ORACIÓN POR LAS VOCACIONES

NOVENA Y FESTIVIDAD DE NUESTRA SEÑORA, LA VIRGEN DE LA SALUD

    NOVENA Y FESTIVIDAD DE NUESTRA SEÑORA, LA VIRGEN DE LA SALUD El día…

Leer mas..
NOVENA Y FESTIVIDAD DE NUESTRA SEÑORA, LA VIRGEN DE LA SALUD

SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA SOLEDAD TORRES ACOSTA

SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA SOLEDAD TORRES ACOSTA FUNDADORA DE LAS SIERVAS DE MARIA Dentro del…

Leer mas..
SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA SOLEDAD TORRES ACOSTA

MENSAJE DEL PAPA PARA JORNADA MUNDIAL DEL ENFERMO

Mensaje del Papa Francisco para la XXIV Jornada Mundial del Enfermo 2016 Confiar en Jesús…

Leer mas..
MENSAJE DEL PAPA PARA JORNADA MUNDIAL DEL ENFERMO

Bienvenidos a S de M

"Curad a los enfermos y decidles: el reino de Dios está cerca de vosotros"

  

 

 

 

 

 

Padre Gabino Sánchez Cortés:

Nació en Ibdes, Zaragoza, el 18 de Febrero de 1840. Vistió el hábito de Agustino Recoleto en Alagón cuando contaba 16 años. En 1835 se vio obligado a huir del claustro por revueltas revolucionarias. El 15 de Noviembre de 1856, ante la insistencia del Emmo. Cardenal Bonel y Orbe, se hace cargo de la Congregación. Establece a Madre Soledad en el puesto de Superiora General, en Madrid.

Enérgico, prudente y de gran experiencia de vida religiosa, supo vitalizar el Instituto tanto espiritual como económicamente.

Con Madre Soledad, elabora un Reglamento para organizar la vida de las Siervas de María. En 1857 es nombrado Capellán de las Agustinas Recoletas del Monasterio de la Encarnación. Confía al P. Ángel la dirección de las Siervas, pero mantiene hasta el 1888, el cargo de Director de las mismas.

 

 

 

  

Padre Ángel Barra Pardos:

Nació en Used, Zaragoza, el 3 de Septiembre de 1809. Profesó como Agustino Recoleto el 18 de Febrero de 1830. El 27 de Septiembre de 1858 es nombrado Administrador y Director inmediato de las Siervas de María en Madrid. En este cargo, dio pruebas de experto timonel, conduciendo a las Siervas por los mejores mares, durante 23 años.

Consagró todas sus dotes, sus facultades y su existencia a la consolidación, aumento y esplendor del Instituto. Empleó su peculio en comprar para las Siervas, la casa de la calle Arango y trabajó lo indecible para que se construyera la Casa Madre en Madrid.

Instaladas ya en Chamberí, murió como un santo el 26 de Mayo de 1884, rodeado de las Siervas con quienes por espacio de tantos años se había identificado y quienes lloraron su pérdida como la de un padre.

Orígenes

La fundación de nuestro instituto se debe a la iniciativa de sacerdote Don Miguel Martínez Sanz (1811-1890). Cura Párroco del barrio madrileño de Chamberí.

alt

Don Miguel Martínez Sanz
1811-1890

 

El insólito suceso aconteció en uno de esos atardeceres primaverales del mes de Junio. Don Miguel se entretenía en amena conversación con algunos distinguidos señores de la sociedad cuando la providencia amorosa de Dios, quiso que el tema de la tertulia recayese en el hecho de que la hija, de un personaje importante, estaba enferma y no había ninguna Institución Religiosa que pudiera atenderla en su propia casa.

Don Miguel quedó impresionado. Este incidente fue la chispa que encendió el fuego de su corazón, e inspirado por el Espíritu Santo, ideó el proyecto de fundar una Congregación, cuyo fin específico sería el cuidado de los enfermos en sus domicilios, gratuitamente y bajo los auspicios de la Divina Providencia. La formula no podía ser más clara ni mas evangélica: "Curad a los enfermos". "Estuve enfermo y me visitasteis".

En aquella época existían muchas Congregaciones que se dedicaban al cuidado de los enfermos en los hospitales, asilos, etc..., no obstante, al menos en España, una laguna quedaba por llenar: un Instituto que cuidase a los enfermos en sus propias casas, tanto de día como de noche.

Don Miguel, influenciado por la espiritualidad mariana de los Siervos de María, quiso iniciar su obra con siete fundadoras. La joven Manuela Torres Acosta, conocedora del proyecto, se presentó a Don Miguel quien indeciso en un principio, la aceptó después, llegando a ser la séptima del grupo fundacional.

El 15 de Agosto de 1851, festividad de Nuestra Señora de la Asunción, las siete fundadoras recibieron el santo hábito y emitieron los votos religiosos de castidad, pobreza y obediencia, en manos del Emmo. Cardenal Arzobispo de Toledo, Don Juan José Bonel y Orbe. Cambiaron sus nombres. Manuela se llamaría Sor María Soledad. Ya desde entonces tendrían un nombre propio: Siervas de María, y un fin específico: "el ejercicio de la caridad con los enfermos de forma esmerada y gratuita, preferentemente a domicilio.

Desde los comienzos, las dificultades estuvieron presentes. Hubo defecciones, oposiciones, restricciones por parte del Gobierno para el desarrollo del Instituto. Don Miguel, viendo vanos todos sus esfuerzos para dar cierta estabilidad al Instituto, decidió ir a misiones (1856) llevando consigo a algunas religiosas. También Sor María Soledad se ofreció, pero Don Miguel le dijo: "Quédate Soledad, que si te vas, la congregación perece". Madre Soledad, contaba 30 años de edad, cuando quedó como Superiora General al frente de la Institución.

El nuevo párroco de Chamberí, Don Francisco Morales, creyó conveniente nombrar a otra Superiora General; depuso de su cargo a Madre Soledad y la envió a Getafe el 13 de Noviembre de 1856; mas, reemplazado al poco tiempo por el P. Gabino Sánchez, O.A.R., pronto fue restituida en su cargo de Superior General, en Enero de 1857. Dos años más tardes, el Padre Ángel Barra, O.A.R. (1809-1894) vino a ocupar el puesto del Padre Gabino; los dos colaboraron eficazmente en el desarrollo del naciente Instituto.

Santa María Soledad Torres Acosta

Su lema: "Caridad exquisita, y profunda humildad. Amor a María. Oración continua y confianza en la Divina Providencia"

 

 

 

Nació en Madrid, en la calle de la Flor Baja, el día 2 de Diciembre de 1826. Fue la séptima del grupo fundacional del naciente Instituto de Siervas de María, que dio comienzo el 15 de Agosto de 1851. Tenía 25 años de edad. Durante cinco años, se dedicó al cuidado de los enfermos en sus domicilios, en Madrid. Al marcharse Don Miguel a misiones el 1856 queda como Superiora General, mas, el nuevo Párroco de Chamberí la depuso de su cargo enviándola a Getafe. En Enero de 1857, es llamada a Madrid como Superiora General por el P. Gabino Sánchez.

En el primer Capítulo General 1861, fue elegida Superiora General, Madre Soledad Torres Acosta y el Instituto comenzó a extenderse, si bien bajo el signo de la pobreza, con una confianza ilimitada con la Divina Providencia. Anteriormente se había fundado en Ciudad Rodrigo (1854) y en Sta. Cruz de Tenerife (1856), más tarde en San Juan de Dios -Madrid- (1861) y Arévalo (1865)

En el Capitulo General de 1871, de nuevo, fue elegida Superiora General Madre Soledad, la que humilde como la violeta - flor que ella misma escogió para emblema del Instituto -, supo plasmar en sus hijas la espiritualidad propia del mismo, basada en el amor a Dios, en ese dejarse amar desde el abismo de su poquedad por quien es su Todo y que lo llevó a una vida escondida en Él, encaminada a la plena identificación con Cristo, viendo en todo rostro humano, sobre todo el que sufre, al mismo Señor. Encarnada en una vida sencilla, orante, humilde y caritativa, como una antorcha que brilla en la noche del dolor y como un bálsamo que suaviza el sufrimiento del Cuerpo Místico de Cristo; con unos rasgos específicos de: contemplativa en la acción, abandonada en la Divina Providencia y cooperadora con Cristo y María en la salvación de la humanidad. Y como el mismo nombre de Siervas de María indica, con una especial devoción a la Virgen María, bajo la advocación de Salud de los Enfermos.

En 1871 Madre Soledad acompañada de Madre Josefa Díaz, efectuó un viaje a Roma, teniendo Audiencia privada con su Santidad León XIII.

Las palabras proféticas de Don Miguel Martínez comenzaron a cumplirse; el árbol congregacional se fue arraigando y fortaleciendo; ciertamente que entre sus ramas hubo también espinas, que mucho hicieron sufrir a Madre Soledad. Sin embargo, a pesar de las deserciones, el Instituto se iba extendiendo progresivamente por toda España. Durante estos años se perfeccionó la configuración canónica de la Congregación. En el Capitulo General de 1871, se delinearon y fueron aprobadas nuevas formas de Gobierno. El Instituto, contado con la Divina Providencia, confiando con la protección de la Virgen, y siempre bajo el signo visible de la pobreza, seguía aumentando tanto en número de religiosas como en casas. Cabe destacar la Fundación de Valencia (1872) en pleno periodo revolucionario, Santander (1875) y en este mismo año: Santiago de Cuba, primera Fundación en ultramar.

El Decreto de Aprobación del Instituto se obtuvo en 1876, año en el que se llevó a cabo la Fundación de Almería. Más tarde se fundó en Zaragoza (1877), Granada (1880), La Habana (1883), Puerto Rico (1887), etc.

Las Siervas de María siguieron derrochando caridad exquisita y amor gratuito, desinteresado, allí donde el dolor las reclamaba con más urgencia. Las Hijas de Madre Soledad, supieron hacer frente a las dos epidemias de cólera morbo que asolaron España en 1865 y 1885, sin tregua, ni temor al contagio.

Al morir Madre Soledad el 11 de octubre de 1887, dejaba 46 fundaciones, siendo la última la de Salamanca en ese mismo año.

 

Nuestras Casas

PlayPause
Shadow
Slider

Quien está en linea

Hay 63 invitados y ningún miembro en línea

Visitas

0564312
Hoy
Ayer
Esta semana
Ultima semana
Este mes
Ultimo mes
Todos
266
771
1904
555207
16413
28879
564312